sígueme por Correo

Lo Último

Mostrando las entradas con la etiqueta Coser. Mostrar todas las entradas
Mostrando las entradas con la etiqueta Coser. Mostrar todas las entradas

Técnica de coser a mano suela del zapato I

El vídeo muestra la técnica del cosido doble o Goodyear, quizás es la técnica más conocida
-a la vez que reconocida- en la fabricación de calzado clásico, debido principalmente a la resistencia y durabilidad que presentan los zapatos elaborados con ella.

En el vídeo adjunto se pueden apreciar claramente todos los pasos, pero para ojos no expertos puede que el proceso no quede muy claro. A continuación se desglosa la técnica del cosido doble, que por cierto todo amante del calzado debería conocer:




1) Una vez montada la parte superior en la horma (pieza de madera con la forma del pie) y fijada en la palmilla (base de cuero), empezamos a coser la vira, que es una tira de cuero de unos 2cm de ancho con una pequeña ranura que nos servirá de guia para todo el proceso, a la vez que reduce el grosor de la pieza y facilita el trabajo a la hora de coser.
2) Con dos punzones con el hilo atado, a modo de aguja, vamos agujereando y entrelazando los hilos de tal manera que palmilla, corte y vira queden unidos.
3) Una vez cosida la vira a todo el contorno, igualamos la base del zapato, puede hacerse con distintos materiales y técnicas, en este caso se utiliza una pieza de corcho, a la cual se le aplica un cambrillón (pieza metálica, en la mayoria de los casos) para reforzar la estructura.
4) Al disponer de una base igualada, nos permite incorporar la primera capa de cuero de la suela, la cual cubre toda la base. Ésta se pega al conjunto y se amartillea con fuerza.
5) Con la ayuda de unas pinzas, unimos la parte de la vira que ha quedado levantada a la pieza de cuero, quedando  la costura escondida y protegida entre las dos piezas.
6) Ahora sólo nos queda agujerear con un punzón las diferentes capas de la suela, e irlas cosiendo, claro está, después de pegarlas a la base.
Ésta sería una síntesis del proceso donde se han obviado algunos detalles técnicos para no complicar las cosas. Existen otras variantes al proceso, pero que en líneas generales, comparten gran parte de lo expuesto en esta explicación.
El objetivo de esta técnica consiste en que por un lado, todas las piezas de la parte superior estén unidas a la vira mediante el primer cosido, y ésta a su vez, una todas las piezas de la suela con el segundo cosido. De este modo se consigue que todas las piezas del zapatos formen parte del mismo conjunto.
Como se puede ver en el vídeo el componente artesanal  de este producto és altísimo, el proceso de fabricación debe tenerse en cuenta a la hora de elegir nuestro calzado. 


LA COSTURA DE LA ENTRESUELA
 Y DE LA SUELA EXTERIOR
LA COSTURA DE LA ENTRESUELA
La segunda costure une la vira y la entresuela, previamente pegadas con engrudo. El zapatero perfora las dos capas con la lezna y a continuación pasa el cabo por los agujeros en direcciones opuestas con la ayuda de dos agujas. Cada punto de esta costura empieza en la mitad del punto de la costura anterior. 

Aunque el recorrido de ambas líneas es paralelo, los puntos quedan desplazados 5 mm. De este modo garantiza un buen reparto de la presión. Si el pie gira al andar, las dos costuras no ceden al mismo tiempo sino que soportan la presión en una especie de movimiento ondular.

Durante el montado del zapato, el zapatero debe procurar por todos los medios no dañar las costuras. En cualquier caso, las tres costuras cuentan con distintos tipos de protección. la costura de la vira no está demasiado expuesta gracias a su situación, la costura de la entresuela queda cubierta por la suela exterior, y la costura de la suela exterior queda escondida por la pestaña del hendido.



Los puntos de la vira y de la suela miden 10 mm de longitud y su recorrido es paralelo, 
aunque el inicio de cada punto queda desplazado 5 mm.

LA COSTURA DE LA SUELA EXTERIOR
La tercer costura debe unir tres capas de piel, que pueden llegar a alcanzar los 12 mm de grosor (dependiendo de la robustez del zapato y en especial de la suela exterior): la vira, la entresuela y la suela exterior. Esta última suele cortarse de la parte del crupón, de 6 mm de grosor, y se pega a la entresuela con engrudo. 

En el caso del calzado de cosido doble, la aplicación de la suela se realiza igual que en el calzado de vira cosida. Sobre la suela se practica una incisión situada a 2 o 4 mm del borde (según la anchura de la vira), con lo cual se obtiene la pestaña del hendido. A través de ella se practican las perforaciones previas con la lezna. 

Se practica una incisión en la suela, 
el hendido para la costura de la suela.
La tercera costura
La perforación de las capas de piel no resulta fácil ni siquiera en los zapatos de vira cosida, ya que requiere un esfuerzo considerable. La localización de los puntos de la tercera costura queda marcada en la suela exterior y se dispone de manera que la línea de puntos queden simétricos a los de la primera costura. Ello requiere un trabajo de gran precisión por parte del zapatero.
Los bordes de la suela exterior 
se nivelan con los de la entresuela.

Tras ocultar la costura bajo la pestaña
 del hendido, la suela se decora 
y recibe una fijación adicional 
con clavos de cobre.







El zapato de cosido doble
 y doble suela está listo
 para la aplicación del talón.





Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...